Recupera tu piel de las quemaduras solares

Aunque hayas utilizado protección solar durante tus días en la playa, es importante que le pongas un poco de cariño a tu piel para devolver la hidratación que perdió por los efectos del sol. Lo primero es que debes esperar al menos una semana para exfoliarte, una piel que haya tomado días de puro sol, está muy sensible para recibir cualquier tipo de exfoliante que remueva células muertas y limpie a profundidad. Mientras ese día llega, coloca en la nevera una crema con propiedades calmantes, puede ser a base de sábila o colágeno e hidrata dos veces al día, a parte de los componentes que tienen las cremas, el efecto calmante lo conseguirás con aplicarla fría. Positivamente, esto devolverá a tu piel la resequedad de días de pura playa y arena.

Compresas frías para los ojos

Para aliviar los ojos cansados, puedes utilizar las bolsitas de té de verde o de manzanilla que consumas y guardarlas por unos días en la nevera. Estas compresas te las puedes colocar en los ojos por 5 minutos y luego aplicar una crema para complementar mini Spa en casa.

Consejos para una piel grasa

Si tu piel es muy grasa, especialmente en la zona T, te siempre en cuenta usar la funda de tu almohada una sola vez de cada lado, luego de usar ambos lados, cambiarlas. También si tu cabello es graso, tratar de no dormir con él en rostro. El no prestar atención a estas acciones, va creando en una parte de tu rostro un área llena de impurezas que luego de estar establecida, es difícil de eliminar.

Como lavar tu rostro correctamente

Para mantener un rostro saludable, lo primero es que un tener a mano una limpiadora exclusiva para tu rostro y tipo de piel, un exfoliante y crema para hidratar. Siempre usar agua templada y si tienes los poros muy abiertos, termina con agua bien fría para sellarlos.

Porque exfoliar la piel

La exfoliación mecánica como le llamamos en Estética, tiene un importante papel para la eliminación a profundidad de las células muertas. Cuando exfoliamos nuestra piel periódicamente, esta está más receptiva y recibe mejor los hidratantes que apliques, la piel se torna más lucida y con un brillo natural exquisito.