El entrenamiento de fuerza es el que nos permite tener músculos más fuertes y definidos. Hay diversas formas de realizarlo; ya sea con las máquinas de pesas del gimnasio, las pesas libres o mancuernas, pesas rusas o kettlebells, ejercicios de peso corporal, bandas de resistencia y bandas de suspensión.

El entrenamiento de fuerza o peso, es sencillamente la contracción de los músculos en contra de una fuerza, de manera que estos se fortalezcan. Esto no se refiere necesariamente a que los músculos incrementen su tamaño, que es lo que al final muchos de nosotros no queremos. La fuerza es uno de los componentes de un programa de ejercicio bien diseñado y estos entrenamientos son esenciales para todos –especialmente para las mujeres y personas en la tercera edad–.

Aqui hay 5 puntos por los que el entrenamiento de fuerza es la mejor manera de ejercitarse.

1.Aumenta la masa muscular, lo que te hará más saludable en casi todas las maneras.

2.Aumenta la sensibilidad a la insulina y el ritmo metabólico por días e incrementa los niveles de testosterona y hormonas de crecimiento.

3.La masa muscular nos permite desempeñarnos mejor y tener mas seguridad al hacer cualquier otra actividad fisica.

4.Te hace mas resiliente a la fatiga, enfermedades crónicas y toxinas.

5.El entrenamiento de fuerza es divertido.

Los entrenamientos de fuerza, no necesariamente se realizan sólo con las máquinas de pesas o las barras pesadas que hay en los gimnasios convencionales. Muchas personas ven este tipo de entrenamiento como algo intimidante, y no tiene porqué ser así, pues existe una gran variedad de ejercicios o tipos de rutinas dentro de los entrenamientos de fuerza.

Puedes realizar estos entrenamientos con las pesas libres o mancuernas, como comúnmente se les llama. Están también los ejercicios de peso corporal, que son los que se realizan con el peso de tu propio cuerpo y los que siempre han sido una tendencia; estos te ofrecen la misma resistencia que las máquinas del gimnasio y tienen la ventaja de que trabajas más músculos al mismo tiempo, lo que te permite quemar más calorías.

Otro aspecto muy importante, es que tanto las pesas libres como los ejercicios de peso corporal, tienen la ventaja de que te ayudan a trabajar tu equilibrio, también, a tener un mejor sentido de la posición de tu cuerpo en el espacio, lo que no se consigue cuando entrenas con máquinas. Y este último aspecto está entre las cosas que se van perdiendo, según envejecemos.